feb 072016
 

Parece ser que España continua con su tendencia a una recuperación económica moderada. Esto se refleja en un incremento del PIB español, que ha cerrado el año con un aumento del 3,2% en 2015 según datos del INE (Instituto Nacional de Estadística) -siendo el cuarto trimestre de un 3,5%, una décima por encima del tercer trimestre-.

Esto es debido a las políticas económicas aplicadas por el gobierno central, las cuales han incentivado el consumo privado y han favorecido la inversión, dos elementos clave en momentos en que las exportaciones netas se mantienen estables y los tipos de interés están en mínimos históricos.

Hablamos de tendencia pues el 2015 es el segundo año en que España ha visto como su economía se expandía -en 2014 creció un 1,4%- después de que empezara la crisis económica en 2008.

20160114-635883969554410785_20160114193944-koEE-U301751687380BtB-992x558@LaVanguardia-Web

 

 

 

 

 

Fuente: La Vanguardia